Los préstamos personales baratos están ayudando a miles de personas

Si es la primera vez que vas a solicitar financiación y quieres ser uno de los que se beneficia de los préstamos personales baratos, te sugerimos que acudas a un comparador de préstamos que seleccione las mejores alternativas según tus condiciones personales.

De esta forma, podrás asegurarte de que consigues la mejor oferta, considera todas las opciones posibles antes de decantarte por una u otra opción.

Debido a la proliferación de entidades de préstamos que hay en el mercado actual, cada vez son más las ofertas que se lanzan para captar a clientes. Préstamos personales a intereses muy bajos e incluso muchas empresas brindan la opción de conceder primeros créditos a interés 0, es decir totalmente gratis. Estas promociones pretenden crear un nexo de confianza entre los clientes y ellas mismas para convertirse en su entidad de referencia futura.

De esta forma y en este escenario, es muy probable que puedas encontrar fácilmente préstamos personales baratos a tu medida. Hoy en día existe una gran variedad de tipos de préstamos personales a los que puedes recurrir según la finalidad para la que lo necesites.

Tanto los comparadores como la mayoría de empresas que ofrecen este tipo de créditos ponen al alcance de los potenciales clientes simuladores de préstamos en sus páginas web para poder calcular de forma muy aproximada cuánto hay que pagar en total por cada préstamo personal, según la cantidad escogida y el tiempo durante el cual se quiere disponer del dinero. Se pueden conocer los intereses a pagar y el importe por cuota mensual.

Es aconsejable y muy útil recurrir a esta calculadora para saber cuánto dinero hay que reembolsar y si por lo tanto el préstamo es o no económico.

¿Cuándo se considera un préstamo personal barato?

Se considera un préstamo personal barato cuando su coste total es menor al coste medio del tipo de crédito contratado.

En los préstamos personales como los minicréditos el coste medio es del 1,1 % diario, de esta forma 100€ prestados a 30 días generarán 33 euros en intereses. Las ofertas de este tipo productos financieros que cuesten menos, se pueden calificar como baratas.

No obstante, cada vez más empresas ofertan préstamos personales completamente gratuitos para los nuevos clientes.

¿Cuáles son los costes de los préstamos personales baratos?

Antes de contratar un préstamo personal es importante que leas con detenimiento la letra pequeña para evitar posibles sorpresas desagradables.

Hay ciertas comisiones que pueden encarecer el producto y, para eso, es fundamental repasar bien el contrato y si surge alguna duda, contactar con el departamento de atención al cliente para que las resuelva antes de que firmes.

Cuando se consideren todos estos factores, entonces sí que se podrá decidir la opción más barata.

Para saber si un préstamo personal tiene costes adicionales, revisa sus condiciones y busca si aparecen los conceptos abajo enumerados:

Requisitos para pedir un préstamo personal barato

Las posibilidades de obtener financiación externa a precios más económicos aumentan si se cumplen ciertos requisitos. Estas condiciones varían dependiendo del caso pero en casi todas las empresas suelen ser las siguientes: